Gremialistas apuestan al diálogo con Revilla para finalizar lío por la carnetización

Los gremialistas de La Paz que protagonizaron una marcha conjunta con la Central Obrera Departamental (COD) apostaron por el diálogo con el alcalde Luis Revilla para tratar el tema de la carnetización y poner punto final al conflicto que se inició en agosto y continúa con protestas esporádicas y cercos a edificios municipales. Los vendedores esperan que el ejecutivo edil los convoque a una negociación.

Ruth L., gremialista de base del sector Tumusla-Eguino, señaló que la decisión se tomó luego de analizar las pérdidas económicas que sufrió el sector tras sostener medidas de presión continúas por más de un mes, y además por el desgaste que significó para los comerciantes asistir todos los días a las movilizaciones.

“Queremos diálogo con el Alcalde, un diálogo sin condiciones, un diálogo transparente donde se escuche nuestras demandas y nosotros escuchemos lo que nos tiene que decir. Estamos cansados de que nuestros dirigentes nos manejen como a payasos, como a títeres y no les importe si perdemos plata o no. Tenemos familia que mantener y deudas que pagar”, sostuvo.

La mayoría de los comerciantes que participó en la manifestación exhibía carteles con mensajes como “gremialistas dispuestos al diálogo”, “gremiales unidos al diálogo” o “las bases queremos diálogo” y coincidieron que seguir protestando sólo les traería perjuicios económicos y que no estaban dispuestos a seguir arriesgando su economía.

“Estamos vendiendo normal ahora. Algunas veces hemos ido a cercar la Alcaldía, pero como bases creemos que eso no puede seguir porque nos está afectando a nosotros mismos y la mayoría de los compañeros quiere vender y recuperar las pérdidas”, dijo Jaime del sector Graneros.

Añadió que en los últimos ampliados del sector, una gran mayoría de los comerciantes está dispuesta a carnetizarse para desarrollar sus actividades con normalidad y la otra parte aún teme que el registro le “quite”  su puesto de venta.

“Se han realizado varias reuniones y hay una gran mayoría que quiere carnetizarse, algunos ya lo están haciendo, por más que los dirigentes se opongan. Algunos dicen que tienen miedo que les quiten los puestos. Ese es el temor porque no hay una información clara del proceso de carnetización. Incluso en el reglamento hubo errores que luego ha sido corregido, ese es el miedo. Por eso pedimos diálogo”, argumentó.

Por su parte, la dirigente de los gremialistas, Gladys Flores, que encabezó la movilización, aseguró que están dispuestos a ir al diálogo “siempre y cuando” se anule la ordenanza 442 que establece el registro electrónico.

“Seguimos en pie de lucha exigiendo la abrogación de la 442. El diálogo tiene que estar dirigido a la Federación para negociar. Nosotros nunca nos hemos cerrado al diálogo, pero se tiene que anular la carnetización, es el pedido de todo el gremio”, indicó.

Consultada sobre el pedido de los gremiales de base que quieren instalar un diálogo con Revilla e incluso aceptan carnetizarse, aseguró que solo son “unos cuantos”, pero que la gran mayoría quiere que se elimine el registro porque atenta contra sus fuentes laborales.

La comuna

El director de Mercados, Kevin Martínez, informó que cada día se carnetizan entre 35 y 40 comerciantes y hasta la fecha se tiene registrado a más 6.300 de diferentes asociaciones de gremiales de la urbe paceña.

“El proceso de carnetización ha tenido un avance sostenible porque hemos tenido una media con 35 a 40 personas que han acudido todos los días a registrarse. Más de 6.300 personas carnetizadas. Esto no es una carrera de caballos, sino es una política de organización (…). El proceso es totalmente voluntario, gratuito”, remarcó.

Fuente: ANF